Previous Page  14 / 68 Next Page
Information
Show Menu
Previous Page 14 / 68 Next Page
Page Background

92

__________________________________________________________________________________________________________________________________________

LEGISLACIÓN UNIVERSITARIA

Estímulo a la Trayectoria Académica Sobresaliente en las reformas que se presentan al Reglamento de Ingreso, Promoción y Permanencia del

Personal Académico.

El propósito central del establecimiento del Estímulo a la Trayectoria Académica Sobresaliente es reconocer la producción académica total

acumulada de los miembros del personal académico con categoría de titular y nivel “C” y técnicos académicos con categoría de titular y nivel

“E” realizada en beneficio de la Universidad y ponderar la calidad de sus contribuciones en las tareas universitarias desde la perspectiva de la

trayectoria académica que el profesor ha desarrollado en el cumplimiento de los objetivos de la Universidad.

Para obtener el Estímulo a la Trayectoria Académica Sobresaliente se establece el requisito de que los miembros del personal académico

gocen de la Beca de Apoyo a la Permanencia o de la Beca al Reconocimiento de la Carrera Docente como una medida importante para

fomentar la permanencia de los profesores en la Universidad e impulsar su mayor compromiso con las actividades de docencia, investigación y

preservación y difusión de la cultura.

Se especificó en relación a los miembros del personal académico a los que la Universidad les reconoció con anterioridad un grado académico

por gozar de la Beca al Reconocimiento de la Carrera Docente que lo presentarían en una sola ocasión y no estarían obligados a presentarlo

nuevamente en cada solicitud, excepto cuando obtuvieran uno diferente del último grado obtenido, en este sentido, se agiliza el procedimiento

para que del expediente respectivo pueda obtenerse sin trámite alguno por parte del profesor, el documento que acredite el grado académico.

Por último, en el establecimiento del Estímulo a la Trayectoria Académica y el Estímulo a los Grados Académicos se manifestó la necesidad de

especificar a nivel de Exposición de Motivos que sólo puedan acceder a los mismos los miembros del personal académico de tiempo completo

cuya permanencia y compromiso en la Universidad los hace acreedores a estos estímulos.

RELACIONADA CON LA ADICIÓN A LAS FRACCIONES III BIS DE LOS ARTÍCULOS 37 Y 71 Y IV BIS DEL ARTÍCULO 103

(Aprobada por el Colegio Académico en la Sesión No. 179, celebrada el 3 de diciembre de 1996)

En relación con el funcionamiento de las comisiones dictaminadoras y con el objeto de disminuir la problemática de la continua falta de quórum

en las sesiones y los procesos frecuentes de elección y designación, se incorporó en las reglas de funcionamiento, un mecanismo similar al

que opera para cubrir las ausencias de los integrantes en las sesiones de los órganos colegiados académicos, quienes pueden ser suplidos

durante el desarrollo de las mismas. Este mecanismo, reviste una modalidad distinta, pues los titulares en las reuniones convocadas por el

Presidente, pueden ser suplidos por cualesquiera de los suplentes. En todos los casos, para mantener el equilibrio entre los miembros de la

comisión dictaminadora respectiva, el Presidente al recibir la notificación, preferentemente por escrito del miembro titular, citará al suplente de

acuerdo con las características del miembro ausente y conforme a los siguientes criterios:

Procurará citar, en orden preferencial, en el caso de los miembros electos, al suplente de la misma unidad que haya obtenido el mayor número

de votos; en el caso de los miembros designados al suplente de la misma unidad y, en el último de los casos al de una disciplina afín a la del

ausente.

DE LA ADICIÓN RELACIONADA CON EL PERFIL DE LOS MIEMBROS DE LAS COMISIONES DICTAMINADORAS DE LA UNIVERSIDAD

(Aprobada por el Colegio Académico en la Sesión No. 215, celebrada el 14 de abril de 2000)

Con el propósito de proporcionar mayor certeza a los miembros del personal académico de la Universidad, en particular a los que pretendan

participar en los procesos de elección y designación para formar parte de las comisiones dictaminadoras, se precisan los requisitos relativos a

reconocido prestigio, producción académica y experiencia profesional, con lo cual podrán valorar si cumplen con el perfil requerido y al mismo

tiempo se ofrece certidumbre de que el Colegio Académico, en el momento de la ratificación, considerará como orientación un perfil definido, el

cual será aplicado de manera homogénea a todos los candidatos electos y designados.

Dentro del proceso de dictaminación, los productos del trabajo del personal académico son evaluados por pares académicos integrados en

comisiones dictaminadoras. Por lo tanto, el perfil de los miembros de las comisiones dictaminadoras supone una trayectoria destacada y una

producción académica sólida en más de una de las funciones que conforman el quehacer universitario.

La producción académica en la investigación implica la publicación de artículos en revistas de reconocido prestigio con arbitraje estricto o de

libros especializados de calidad, evaluados por expertos en el campo del conocimiento científico, humanístico o artístico o bien, el desarrollo y

el registro de patentes, desarrollos tecnológicos y obra visual o plástica, que constituyan aportaciones originales en el área de su especialidad.

De la misma manera, la presentación de resultados de investigación en congresos de alcance nacional o internacional, o la participación como

conferencista en eventos de especial importancia organizados por instituciones nacionales o extranjeras. La experiencia en investigación

manifestada a través de esta producción académica permitirá a los dictaminadores reconocer los productos que constituyen aportaciones

significativas en las diferentes áreas del conocimiento.

En la docencia, la producción académica trasciende la sola impartición de cursos, pues debe considerar también actividades complementarias

en la formación de recursos humanos, como son la participación en comisiones académicas para la elaboración y modificación de programas

de estudios o la preparación de materiales didácticos, con especial énfasis en la producción de libros de texto o antologías comentadas y en la

contribución al cumplimiento del Servicio Social por parte de los alumnos, o bien, una amplia experiencia en actividades relacionadas con la

formación de recursos humanos a nivel superior evidenciada a través de la participación en programas tutoriales de licenciatura y posgrado y

en la dirección de tesis de maestría y doctorado.

La producción académica en el ámbito de la preservación y difusión de la cultura supone la presencia en el curriculum de actividades que

reflejen la experiencia y calidad de los productos tales como los libros o artículos de divulgación publicados en editoriales o revistas, cuya

aceptación requiera una evaluación rigurosa realizada por especialistas y la impartición de conferencias en el campo de su disciplina. En el

ámbito de las exposiciones artísticas, de diseño, u otros productos relativos a la creación artística o tecnológica, deberán predominar los

productos de trabajo que trasciendan el entorno inmediato y logren el acceso a espacios del ámbito cultural a través de la evaluación rigurosa

de los materiales a exhibir.

Por experiencia profesional se considera la capacidad y destreza demostradas en el ejercicio de una profesión para desarrollar, con fines no

académicos, proyectos o trabajos de relevancia que reflejen la aplicación de conocimiento teóricos, metodológicos o prácticos y cuyos

resultados o productos constituyan aportaciones significativas para la solución de problemas; nada impide también considerar dicha

experiencia cuando ésta se hubiera aplicado en el ámbito universitario para un mejor desarrollo de las disciplinas académicas o de la gestión y

conducción institucionales.