Page 17 - uso_responsable_OGM

SEO Version

15
transgénicas en 27 países y los organismos transgénicos
y sus productos se consumen en más de 50 países hasta
ahora por más de 300 millones de habitantes.
Aunque a la fecha no existen pruebas contunden-
tes de daño a la salud humana por el uso y consumo
de los organismos vivos o sus productos que hayan sido
objeto de una modificación genética empleando estas
nuevas herramientas, esta tecnología como cualquier
otra, puede tener riesgos. Por ello, la Organización de
las Naciones Unidas (
ONU
), concertó e instrumentó a
través de sus organismos, diferentes acuerdos, docu-
mentos y marcos jurídicos para el manejo responsable
de los
OGM
. México firmó uno de esos documentos, el
Protocolo de Cartagena, que establece el marco para
el manejo transfronterizo de los
OGM
. Con base en este
compromiso, el Senado de la República en el año 2000,
elaboró una iniciativa de ley de bioseguridad para el
manejo de los
OGM
que se convirtió en Ley en 2005,
cuando las dos Cámaras del Congreso la aprobaron.
Estos dos mandatos constituyen el marco jurídico que
tenemos en México para el manejo de los
OGM
.
Desde hace poco más de 25 años, el ser humano ha uti-
lizado los organismos genéticamente modificados (
OGM
)
o transgénicos, y los productos que de ellos se obtie-
nen, para coadyuvar en la solución de diversos pro-
blemas existentes en sectores fundamentales para el
bienestar de la humanidad, tales como el de la salud,
el de la producción de alimentos y en la recuperación de
ecosistemas contaminados.
Gracias a los
OGM
tenemos en las farmacias más
de un centenar de nuevos medicamentos biológicos
como la insulina —para el tratamiento de la diabetes—
o el interferón —proteína que forma parte del sistema
inmunitario— así como nuevas vacunas para la preven-
ción y el tratamiento de enfermedades, y diferentes
problemáticas clínicas.
Son muchas las variedades de plantas transgénicas
que se consumen como alimento y que han permitido
una reducción importante de las cantidades de pestici-
das químicos que se utilizan para eliminar plagas, mu-
chos de éstos carcinogénicos y recalcitrantes. Hoy, más
de 134 millones de hectáreas se cultivan con plantas
I. INTRODUCCIÓN