Semanario de la UAM. Año 1 No. 19. 13-Ene-2020

[Semanario de la UAM | 13•01•2020] 7 EDUCACIÓN La UASLP otorgó el grado de Doctor Honoris Causa a Adalberto Mosqueda En reconocimiento a la trayectoria descollante en odontología del académico de la UAM E l doctor Adalberto Mosqueda Taylor, adscrito al Departamento de Atención a la Salud de la Universidad Autónoma Metropolitana (UAM), recibió –a finales de 2019– el nombramiento de Doctor Honoris Causa por la Universidad Autónoma de San Luis Potosí (UASLP), en recono- cimiento a una vasta y distinguida tra- yectoria que lo ubica entre los mejores especialistas en odontología de México. Las aportaciones sobresalientes del académico de la Unidad Xochimilco en docencia e indagación sobre patolo- gía bucal –en el país y el mundo– son ejemplo de inspiración para los univer- sitarios y lo hicieron merecedor a una distinción que refleja también más de tres décadas de colaboración entre la Maestría en Patología y Medicina Bucal de ese centro de educativo y la UASLP. “Tuvimos la oportunidad de formar al primer profesor de esas disciplinas en la UASLP, el doctor Juan Francisco Reyes, quien al egresar fundó el Departamento de Patología Bucal y se vinculó con nosotros para la ge- neración de su programa de trabajo, un proyecto de laboratorio, apoyo en diagnóstico, desarrollo de estudios conjuntos e impartición de cursos de actualización”, resaltó en entrevista. La UAM es líder nacional y un re- ferente internacional, tanto en la producción científica a nivel de publi- caciones como en la preparación de recursos humanos en este campo, ya que “en 1983 fundamos, junto con la doctora Velia Ramírez Amador, Profesora Emérita de la Institución, y un grupo de académicos, el primer posgrado en Patología y Medicina Bucal que integra los aspectos clínicos y los histopatológicos, debido a que la patología bucal era impartida en las fa- cultades de odontología por médicos o expertos de materias diferentes a la especialidad y había muy poca con- ciencia de la relevancia de esas áreas”. El logro principal ha sido el desarrollo de métodos de diagnóstico de enferme- dades sistémicas a través de estudios clínico-patológicos a tejidos bucales –de manera sencilla– que antes requerían procedimientos complejos, incluidas biopsias de riñón u otros tejidos para identificar, por ejemplo, la proteína amiloide, que es parte de un cuadro sistémico por causas diversas denomi- nado amiloidosis y en el que se deposita esa sustancia anormal en ciertos tejidos y, en forma eventual, puede causar in- capacidad severa o muerte. Desde hace varios años, el doctor Mosqueda Taylor está enfocado en un proyecto de diagnóstico y análisis del origen y comportamiento bioló- gico de los tumores odontogénicos, que representan la fuente primordial de destrucción del esqueleto facial y cuyos tratamientos dejan secuelas que se traducen en pérdida irrepa- rable de tejidos que impide la mas- ticación, la fonación, la deglución y afecta la estética y la calidad de vida de las personas. La mayor satisfacción como investi- gador ha sido pertenecer a un grupo multicéntrico notable cuyo quehacer ha arrojado grandes resultados, en- tre ellos haber patentado –junto con el equipo de la Maestría en Ciencias Farmacéuticas de esta casa de estu- dios– un sustituto de saliva con un medicamento que estimula su pro- ducción y reactiva la función de las glándulas salivales en pacientes que han perdido la capacidad de generar- la debido a las radioterapias o alguna enfermedad inmunológica. “Me enorgullece observar la trans- formación de los egresados y verlos convertidos en profesionales útiles con un sello propio. En la UAM no somos dogmáticos, pues buscamos siempre que el alumno se prepare aquí, pero que salga y consiga información de otros sitios y descubra la realidad que está allá afuera y no sólo la que vemos en un laboratorio”, expuso el Profesor Honorario del Instituto Nacional de Cancerología, donde sólo tres espe- cialistas han obtenido este mérito.

RkJQdWJsaXNoZXIy NDU3NjI=