¿Qué les puedo decir?*
*Sandra Lorenzano
¿Será éste el momento oportuno para mi intervención? ¿Será realmente necesaria mi intervención? ¿No será una contradicción que los minicuentos tengan una maxipresentación? ¿Será un requisito medir menos de 1.55 metros para presentar una antología de minificciones? ¿Se habrán equivocado al invitar a los señores que me acompañan? ¿Será posible que tenga tantas preguntas y ninguna respuesta? ¿Podría responder muchas de ellas a partir de la introducción del libro que hace Lauro Zavala? ¿Será esta serie de preguntas un conjunto de minificciones?

¿Sabrá Lauro que se ha convertido en el mayor conocedor de cuentos mínimos?
 

 * Texto leído durante la presentación de Relatos vertiginosos, de Lauro Zavala, en Casa del Tiempo, de la Universidad Autónoma Metropolitana, el 26 de octubre de 2000.
¿Cuál es el interlineado recomendable para calcular las dos páginas que como máximo tiene que tener una minificción? ¿Qué pasa si un texto tiene 251 palabras? ¿Los artículos se consideran palabras en este cálculo? ¿Y las conjunciones?

¿Es realmente el lector el que determina el carácter mínimo de un relato? ¿No será mejor entonces poner como medida el tiempo de lectura? ¿Si alguien demora tanto como la culta dama de José de la Colina en leer un minicuento lo transforma en novela? ¿Será cierto entonces, como dice Monterroso, que "El dinosaurio" es realmente una novela? ¿Por qué se había dormido el protagonista? ¿Por qué el dinosaurio seguía allí? ¿Estaba velando su sueño? ¿Acaso también él se había quedado dormido? ¿Estaba muerto o andaba de parranda? ¿Cualquier relación con la realidad es verdaderamente pura coincidencia? ¿Es Tito un mentirosito? ¿Con melón o con sandía?

¿De verdad sólo tenemos tiempo en el mundo actual para escribir y leer minificciones? ¿Deberíamos ir pensando a partir de hoy en hacer minipresentaciones? ¿Tendremos alguna vez más tiempo para nosotros mismos? ¿Es el tiempo un recurso no renovable? ¿Habrá minifilosofía en el futuro? ¿Escribiremos el miniser y la mininada? ¿Ser o no ser? ¿Cuándo escribió Freud El minicuento y su relación con el inconsciente?

¿Cuántos epitafios habrá leído Óscar de la Borbolla? ¿Serán minificciones cada una de las biografías de este autor que aparecen en la contraportada de sus libros? ¿Por qué me resultan siempre tan entrañables sus textos?

¿Será el vértigo de los relatos una característica de la literatura del tercer milenio? ¿Cuántas minificciones pueden leerse entre dos estaciones de Metro? ¿Y en horas pico? ¿Cuántos elefantes caben en un vw? ¿Cuántos caben en una minificción? ¿Cómo hizo Arreola para meter una jirafa con todo y cuello en tan pocos renglones? ¿Será la frase de César: "Veni, vidi, vici" el minicuento más famoso de la historia? ¿Los Diez Mandamientos son diez minificciones?

¿Qué opinarán los cronopios sobre esta antología? ¿Y los famas? ¿Será Cortázar uno de los papás de los minipollitos? ¿Por qué está ausente? ¿Por su altura? ¿Si Monterroso midiera lo mismo que Magic Jonhson escribiría En busca del tiempo perdido? ¿Por qué los minicuentos de Felipe Garrido me arrancan un ahhhhh? ¿Conocen un minicomentario más atinado? ¿Cuántos Rubén —como el de Luis Britto García— sueñan todos los días en América Latina? ¿Conoció Eduardo Galeano a Rubén?
 

 
 

¿Quién sueña a Ana María Shua? ¿Serán los argentinísimos significantes del minicuento "Escribir" de Luisa Valenzuela? ¿Por qué los mininarradores tienen debilidad por las sirenas? ¿En un minicuento Ulises no hubiera llegado ni al muelle donde lo esperaba su barco?

¿Son minificciones los refranes? ¿Querrá Lauro conocer a mi tía Margarita que se los sabe todos?

¿Es esto una pipa?

¿Cuánto tiene que durar la presentación de una antología de cuentos mínimos? ¿Se animarán ustedes a hacer nuevas preguntas? ¿Será éste el momento en que yo les dé la palabra? ¿Están ya hartos de escucharme preguntar? ¿Podrían reservarse su respuesta, por favor? ¿Me permitirían antes felicitar a Lauro? ¿Y agradecer la invitación? ¿Lo cortés no quita lo vertiginoso?

¿Se resolverá el asunto del género? ¿Será solamente un problema de palabras? ¿No es todo solamente una cuestión de palabras, como dicen el Génesis y Lacan? ¿El Decálogo del buen cuentista de Quiroga se transformará desde ahora en un pentálogo? ¿Las minificciones son una buena ayuda en caso de miniinsomnios? ¿Serán los minicuentos vanguardistas o posvanguardistas?

¿Ha muerto la novela? ¿Cuál?•
 

 
 
   
Relatos vertiginosos. Antología de cuentos mínimos, selección y prólogo de Lauro Zavala, México, Alfaguara, 2000, 178 pp.• 
*Sandra Lorenzano es profesora-investigadora del Departamento de Filosofía de la Universidad Autónoma Metropolitana Iztapalapa. Especialista en literatura latinoamericana, tema sobre el que ha publicado diversos ensayos, tanto en México como en el extranjero. Es autora de los libros La literatura es una película. Revisiones sobre Manuel Puig (UNAM, 1997) y Escrituras de sobreviviencia. Narrativa y autoritarismo (en prensa).