Semanario de la UAM. Vol. XXIV No. 15 4-Dic-2017

[Semanario de la UAM | 04•12•2017] 7 EDUCACIÓN La universidad pública debe considerar el bien de la nación en sus actividades Auditorio de la UAM llevará el nombre de Jaime Kravzov Jinich, en honor a una ilustre trayectoria E n reconocimiento a la amplia y notable trayectoria académica, de investigación y de gestión univer- sitaria del doctor Jaime Kravzov Jinich, la Unidad Xochimilco de la Universidad Autónoma Metropolitana (UAM) otorgó a uno de sus auditorios el nombre del Profesor Distinguido de esta casa de estudios. El doctor en química orgánica por la Universidad de Tufts, Estados Unidos, resaltó que México requiere de ins- tituciones de educación superior públicas más comprome- tidas con su entorno, como medio indispensable para un mejor país, además de una UAM con mayor presencia en el barrio volcada en el trabajo comunitario y social para demostrar que el presupuesto que aporta el Estado en la formación de los profesionales sirve a la atención de pro- blemáticas de los sectores más vulnerables. “Debemos estar presentes en la solución de los conflic- tos, ya que las instancias públicas deben considerar el bien de la nación en todas y cada una de sus actividades”. La educación pública superior impartida en la UAM, la Universidad Nacional Autónoma de México, el Instituto Politécnico Nacional y casas de estudio de diversos estados es de muy alta calidad, porque prepara egresados con capaci- dades y habilidades para afrontar los retos de cada disciplina, aseveró el experto en fármaco-vigilancia y fármaco-economía. En estos momentos de incertidumbre y circunstancias graves “debe redoblarse el esfuerzo de ampliar los espa- cios y brindar cobertura a miles de jóvenes, pues sólo así podrá construirse un territorio más justo para la gente” y abrir sitios de inclusión a las familias que no han tenido la oportunidad de que sus hijos ingresen a las universidades, las cuales han respondido a la confianza de la sociedad. Sin embargo, “se requiere ofrecer más como entidades públicas, ya que es necesario velar por México y cambiar el panorama adverso para que sean motivo de orgullo y estén al servicio del pueblo”, remarcó el investigador del Departamento de Sistemas Biológicos. La docencia que imparte la Unidad Xochimilco posibilita una forma innovadora de aprender y enseñar, pero la nue- va era de la modernidad exige renovación con el apoyo de personal calificado para constituirse en una mejor sede que permita a la Casa abierta al tiempo mantener su posición entre las de primer orden. El especialista en producción de fármacos huérfanos compartió su gran alegría por la denominación, a partir de ahora, del auditorio –ubicado en el edificio BB– ya que “la UAM me ha dado mucho y esto no es un homenaje a mí, sino un reconocimiento a un amplio equipo de gente que ha trabajado para enaltecer, mantener y defender los principios de la universidad, demostrando que sí es posible efectuar investigación y docencia de excelencia”, por lo que “espero desempeñarme mejor y aportar más a la educación”. La doctora Patricia Alfaro Moctezuma, ex rectora de la Unidad, definió a Kravzov Jinich como un hombre alejado e independiente de los intereses de grupos que ha contri- buido como rector y académico, al estar pendiente de los procesos de renovación de las autoridades y ofrecer siem- pre lo más valioso de sí. El doctor le ha dado sentido a esta sede con su trayecto- ria académica y de gestión, además de que ha sido un pilar de la formación de muchas generaciones de alumnos, im- pulsor de la ciencia farmacéutica en el país y un ser con con- ciencia, ideas y juicios relevantes para la vida universitaria, manifestó la maestra Miriam Calvillo Velasco, coordinadora de Planeación, Vinculación y Desarrollo Académico. México requiere mayor trabajo comunitario y social de la Casa abierta al tiempo.

RkJQdWJsaXNoZXIy NDU3NjI=