Encabezado
Imprimir

Número 309

21 de junio de 2021

INCIERTO AÚN, EL ESCENARIO POSTPANDEMIA EN AMÉRICA LATINA

*Expertos de la región participaron en Coloquio organizado por la Unidad Azcapotzalco de la UAM

 

*La pandemia sin precedente ha planteado de manera muy violenta la necesidad de articular esfuerzos


Una respuesta fallida a la contingencia sanitaria y a la economía marcada por unas elecciones federales como en Argentina, la poca confianza ciudadana brasileña en sus autoridades y una mayor aplicación de oportunidades concretas en ámbitos políticos mexicanos, advierten un escenario postpandémico todavía incierto en la región, manifestaron académicos en el Coloquio Internacional Federalismo en América y COVID-19, organizado por la Unidad Azcapotzalco de la Universidad Autónoma Metropolitana (UAM).

 

El doctor Daniel Cravacuore, director del Centro de Desarrollo Territorial de la Universidad Nacional de Quilmes, advirtió que en Argentina “la esperanza que queda es que este año, como en los juegos de naipes, se repartan de nuevo las cartas y se pueda ver el escenario y los distintos matices del oficialismo, sobre todo porque el país no está acostumbrado a tener un sistema de coaliciones en el gobierno y hasta que no se resuelva la disputa política –primero en las primarias de la zona metropolitana– y se realicen las elecciones en septiembre y noviembre no se va a poder decir nada muy original en relación con el coronavirus”.

 

Al inicio de la pandemia hubo una mejor respuesta, basada en el liderazgo del presidente, que llegó a tener el 83 por ciento de imagen positiva y contaba con el apoyo de gobernadores y alcaldes, más allá de partidos políticos, pero todo se desvirtuó al resquebrajarse la estrategia.

 

Ahora, después de la segunda ola de contagios, “cuando un número considerable de personas se infectó cada día, la población refiere que el gobierno está haciendo mal las cosas y está presente una apropiación política que pretende convertir las vacunas en votos para las elecciones próximas”.

 

La doctora Eneida Desiree Salgado, profesora de la Universidad Federal de Paraná, Brasil, calificó de dramática y bajísima la efectividad de respuesta de las autoridades federales a la pandemia, con un presidente que negó el uso de las medidas sanitarias y buscó impedir la actuación de los gobiernos locales.

 

En un país tan grande y desigual que vacunó a 88 millones de personas contra la influenza AH1N1 en tres meses, “ahora el “estire y afloja nos llevó a una amenaza mundial por las diferentes cepas, lo que evidencia que las medidas no han sido efectivas”.

 

Brasil proviene de un imperio que se descentralizó por decreto “y la COVID-19 sólo vino a evidenciar la continuación de la violación de los derechos cuando en algún momento la presidencia anuló las medidas de aislamiento adoptadas por los gobiernos locales, lo que ha colocado al país como el que menos confía en los políticos”.

 

Por tanto, resulta conveniente desarrollar la confianza ciudadana para salir de la crisis pandémica y fortalecer la Federación, la cultura democrática y el comportamiento de una representación política auténtica.

 

Los índices económicos muestran que hubo personas o empresas que concentraron más riqueza, durante la pandemia un número mayor de personas engrosaron las cifras de pobreza, “con lo que volvimos al Mapa de la Pobreza Mundial después de varios años fuera y eso puede presagiar una recuperación muy lenta de nuestra economía”.

 

El doctor Joel Mendoza Ruiz, académico de la Universidad Autónoma del Estado de México, consideró que la experimentación nueva en el dualismo clásico traerá algún beneficio, como algunos estados que están creciendo con estrategias propias.

 

Sin embargo, “el dualismo lopezobradorista que estamos viviendo los va a hacer refugiarse un poco más en lo interno, es decir en las iniciativas propias con relación a lo que pudieran ser el centralismo excesivo que hemos vivido anteriormente”.

 

Este dualismo decimonónico “llevó a ocupar la conferencia mañanera para dar información y avance nacional surgiendo el liderazgo paralelo de Hugo López Gatell Ramírez “hasta que erró en la fecha del pico de la pandemia, originalmente calculada entre el 8 y 10 de mayo de 2020”.

 

También la actuación de algunos gobernadores que manejaron la posibilidad de pronosticar estadísticamente el comportamiento de la pandemia aumentó el conflicto y llevó al gobierno federal a implementar el Semáforo COVID-19 que llevó a la Conferencia Nacional de Gobernadores (Conago) a “sacar las uñas y hacer público su condicionamiento”.

 

Al clausurar el Coloquio, el doctor Abelardo Mariña Flores –en representación del doctor Oscar Lozano Carrillo, rector de la Unidad Azcapotzalco– expresó estar convencido de la necesidad de desarrollar proyectos multidisciplinarios para poder enfrentar los grandes problemas que enfrenta la humanidad.

 

“La pandemia sin precedente que estamos enfrentando ha planteado de manera muy violenta la necesidad de articular los esfuerzos de académicos de reflexión, teóricos, políticos y de gestión”.

 

El senador Américo Villarreal, presidente de la Comisión de Salud, aseveró que nuestro país vive una nueva etapa de pluralismo donde los gobiernos estatales ya no son sumisos y durante la pandemia se hizo un gran esfuerzo para contar con camas y equipos de ventilación mecánica para garantizar la recuperación de la salud de la población.

 

México compró cinco tipos de vacunas, de las cuales ha recibido más de 35 millones de dosis y ha aplicado ya más de 30 millones a personal del sector salud, adultos mayores de 50 años y trabajadores del sector educativo de una población de 126 millones de mexicanos.

 

El doctor Abelardo Ávila Curiel, del Instituto Nacional de Ciencias Médicas y Nutrición Salvador Zubirán, sostuvo que la pandemia de COVID-19 “no nos tomó por sorpresa, pero sí evidenció las graves deficiencias del sistema de salud y ahora se requiere una profunda revisión del sistema federalista de salud para enfrentar los enormes retos que se avizoran a partir de la pandemia.

 

En el Coloquio Internacional Federalismo en América y COVID-19 también participaron los doctores Juan Bruno Ubiarco, del Poder Judicial de la Ciudad de México, y Luis Miguel Martínez Anzures, presidente del Instituto Nacional de Administración Pública.

 

Audio 1.

 

Audio 2.